lunes, 3 de agosto de 2015

"No todo en la vida cuenta como CAS"

"No todo en la vida cuenta como CAS" 


Inicio mi última entrada al Blog con la frase que nos fue repetida constantemente por diversas personas a lo largo de estos dos últimos años y a la que ahora yo respondo: no cuenta como CAS, pero cuenta para nuestro crecimiento como mujeres íntegras, pensantes y suficientemente capaces de desempeñar de manera excelente en los distintos ámbitos que componen nuestras vidas. 

A través de CAS aprendí el valor de realizar cada actividad de mi vida de la mejor manera posible y me llevó a que cayera en la cuenta de que siempre se puede aprender algo nuevo de las experiencias que vivimos en nuestro día a día. Asimismo, me ayudó a realizar que es fundamental  buscar aportar algo a la comunidad en la que habitamos si deseamos ver a nuestro país progresar y que son las pequeñas acciones y la constancia las que propician el desarrollo. 

Luego de pasar horas sentada frente a la computadora pensando en qué poner en los reportes de reflexión que pudieran llenar las expectativas de los lectores, ahora me pregunto: ¿fueron estas actividades las suficientes para generar el cambio que tanto ansío ver en mi entorno? Mi espacio de cuestionamiento finalizó con el deseo de crear un plan que me permita seguir activa en las distintas áreas como deportivo, académico y social y que me lleven a seguir mejorándome y superándome. 


Al igual que muchas me pregunté: ¿para qué responder las preguntas de reflexión? Y ahora soy capaz de responder por experiencia propia que solo a través de la reflexión, el hombre llega a perfeccionarse. Por lo tanto, a las que están a punto de finalizar este capítulo de su vida como yo, espero que la experiencia CAS haya sido igual de productiva e inolvidable como lo fue para mí. Y a las que van a mitad de camino, las invito a tomarse un tiempo para realmente reflexionar de qué manera estas actividades las hicieron mejorar y sobretodo, gozar cada una de estas experiencias que las forman y son las que las al final de cuentas definen el tipo de persona que son. 



3 comentarios:

  1. Miranda, concuerdo totalmente contigo CAS ha sido una de las mejores experiencias que muchas de nosotras pudimos formar parte, al principio personalmente pensaba que solamente era una ''clase'' más. Hoy puedo voltear a ver el pasado y ver que todas las actividades que lleve a cabo me enseñaron algo más trascendental que solo ''encontrar actividades para que cuenten como CAS''. Me enseñaron a realmente a vivir, tomando todas las oportunidades que se me presentan y agradeciendo todo lo que se me ha brindado pero sobre todo valorar quien soy y valorar el mundo a mi alrededor. Sobre todo estoy totalmente de acuerdo en que hay que disfrutar cada experiencia porque como dice Dan en la pelicula Peaceful warrior '' The journey is what brings us happiness not the destination'' :)

    ResponderEliminar
  2. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  3. Miranda, que lindas las palabras que escribiste. Al leer lo que tu piensas, me identifico contigo. Al principio fue una tarea tediosa, el tener que buscar actividades que contaran como CAS y hacer reportes de reflexión. Sin embargo, ahora al ver mi carpeta de CAS rebosante papeles, me siento orgullosa de todas las actividades que he hecho por CAS, ya que, además de ser un requisito para obtener mi diploma, cada una de esas actividades me han ayudado a desarrollar nuevas habilidades, relacionarme con personas de otro entorno y a hacer actividades que siempre quise hacer. Por ejemplo, siempre quise ser voluntaria de la Teletón, y el año pasado cumplí esa meta, añadiendo una actividad más a mi carpeta y quedándome con una experiencia que valoraré hasta que tenga memoria. Lo que tu escribiste es como todas las alumnas de V nos sentimos. Estoy segura que al ser mayor y encuentre mi carpeta de CAS, me logre sacar una sonrisa y valorar todo lo que aprendí gracias a esta materia.

    ResponderEliminar